martes, 23 de abril de 2013

Lo conseguí así n°19 Mouser

La historia de cómo conseguí al Mouser es diametralmente opuesta a lo genial de esta figura, porque la verdad es que es una historia bastante aburrida… jajaja, así que trataré de ponerle todo “el color” posible. Estos Mousers yo los recuerdo siempre no tanto de la serie, sino que de los video juegos, recuerdo que con mi hermano les decíamos “los perritos”, era genial cuando se llenaba la pantalla de Mousers y cada vez se hacía más difícil vencerlos… bueno, pero suficiente de recuerdos y vamos a como conseguí la figura: cuando vi que estaba disponible en un remate, evocó esos buenos recuerdos de la infancia, así que me dije “¡tengo que tenerlo!”, así que espere hasta la hora del remate con la espera de que nadie pujará por él, y esto se transformara en una batalla campal, el nerviosismo fue creciendo en el momento que se acercaba el cierre del remate… hasta que de repente… ¡paf!, se acabó el tiempo y nadie más pujó por él, así que el Mouser era mio, y al precio más barato del remate, fue increíble… luego a esperar a recibirlo. Obviamente siempre va al lado de Baxter.

1 comentario:

  1. fíjate que de niño yo solía decirles los "pollitos" jeje.

    ResponderEliminar